jueves, 11 de enero de 2018

Postre de panna cotta y fresas

Postre de panna cotta y fresas



Hoy te traemos un postre que gusta a toda la familia y que además puedes personalizar. Si en casa hay alguien que sea alérgico a las fresas, o que simplemente no le guste su sabor, etc. puedes utilizar cualquier otra fruta. 

La panna cotta es un postre típico italiano que como te comentábamos antes se puede acompañar de infinidad de frutas, salsas, siropes... Es un postre muy popular en el mundo, así que toma nota de todos los ingredientes y pasos para prepararla porque te va a encantar.

Es muy fácil de preparar y no necesitas horno. Además, puedes prepararla con anterioridad si van a venir invitados. Un postre sencillo y buenísimo ¿Se puede pedir más?

Postre de panna cotta y fresas ingredientes

* Cuidado con los alérgenos e intolerancias.

-Nata para montar de 35% materia grasa (500ml)
-Leche, si es entera mejor. (250ml)
-Gelatina neutra. Puedes utilizar hojas de gelatina o gelatina en polvo. (5 hojas / 1 sobre)
-Azúcar glass / azúcar impalpable 45gr
-1 cucharadita de extracto de vainilla

Para la parte de las fresas:

-200gr aproximadamente de fresas
-90gr de azúcar blanco.
-Gelatina neutra (2 hojas / 1/ 2 sobre)
-Unas hojas de menta para decorar.

Elaboración de la panna cotta:

  1. Hidratala gelatina en agua fría.
  2. Coloca en un cazo la nata, la leche, el extracto de vainilla y el azúcar glass y enciende el fuego. Debe estar a temperatura no muy fuerte y remover sin parar para evitar que se vaya pegando en el fondo.
  3. Una vez que comience a burbujear, retíralo del fuego y añade la gelatina bien escurrida y remueve hasta que se disuelvan por completo.
  4. Coloca la mezcla en moldes individuales o en uno grande, como prefieras, tápalo con film trasparente de cocina y cuando haya templado llévalo al frigorífico durante unas 2 horas aprox.

  1. Ahora le toca el turno a la preparación de las fresas. Lo primero que debes de hacer es hidratar la gelatina.
  2. Trocea las fresas y échalas al cazo con el azúcar y un poquito de agua.
  3. Pon a fuego medio y remueve hasta que queden las fresas con textura de puré.
  4. Añade la gelatina y mezcla todo bien hasta que se disuelva por completo.
  5. Deja que se temple un poco y después incorpóralo a los recipientes o recipiente donde pusiste la panna cotta.
  6. Al frigorífico otras 2 horas aproximadamente antes de servirla.
  7. Decórala con unas hojas de menta y ¡Listo!
A disfrutarla. Esperamos que te haya gustado esta receta de postre de panna cotta y fresas.



0 comentarios:

Publicar un comentario